27 de Mayo día de la Madre

Una Ley da el aval para que se conmemore el Día de la Madre

Gracias a la Ley de la República del 8 de noviembre de 1927, el día de la madre boliviana es festejado cada 27 de mayo, oportunidad en la que se le rinde homenaje al ser dador de vida y amor por excelencia.

En su único artículo, esta ley indica que se le debe rendir honores a la madre en todos los colegios e instituciones educativas, al igual que visitar los monumentos conmemorativos.

Gran parte de esta costumbre se originó con el fin de recordar el valor y el compromiso que tuvieron con su patria las mujeres cochabambinas, valor que quedó demostrado en el campo de batalla el 27 de mayo de 1812 en la conocida Batalla de la Coronilla con motivo de la independencia de la República.

Una historia construida con sangre

La historia señala que tras los levantamientos armados que se produjeron en La Paz, Chuquisaca y Oruro a partir del año 1809, Cochabamba era lallamada a seguir el ejemplo de sus regiones vecinas con el fin de derrotar el dominio español encabezado por Goyeneche.

En ese marco, tras la sublevación reprimida de Sipe Sipe, Goyeneche emprendió camino hacia la Argentina con el fin de invadir sus provincias y apagar el fuego revolucionario que se había iniciado.

Con lo que no contaba Goyeneche es con la nueva insurrección que se produjo tras la salida del comandante español. Tras enterarse de la nueva rebelión, Goyeneche retornó a Cochabamba y enfrentó a los patriotas encabezados por Esteban Arze, a quienes derrotó el 24 de mayo de ese año.

Tres días después, la ciudad de Cochabamba fue tomada tras la resistencia heróica de las mujeres cochabambinas en la colina de San Sebastián, mujeres que alver cómo morían sus esposos, hermanos y padres, no dudaron en ir a defender la patria encabezadas por la ciega Josefa Gandarilla, quien arengó a sus compañeras para ir a la lucha.

En esta colina, más conocida como de la Coronilla, cientos de mujeres murieron a manos de las fuerzas realistas. En homenaje a ese valor demostrado aquel 27 de mayo de 1812 es que se recuerda esta fecha como el día de la madre boliviana, conmemoración que fue confirmada a través de la ley ya referida.

Sentimiento de adhesión

La Ley del 8 de noviembre de 1927 también indica que \"las asociaciones de beneficencia y protección a los huérfanos podrán adherirse a esta fiesta y organizar festividades tendientes a resaltar la virtud del sentimiento materno\".

Sin lugar a dudas, festejar el Día de la Madre represebnta no sólo rendirle honores a las heroínas de la Coronilla, sino también rendirle un homenaje especial a todas las madres que día tras día suelen demostrar su heroismo y su entrega por amor a los demás, aunque no sea en un campo de batalla.

Gracias madre boliviana por esa entrega y dedicación.

Fuente: Legislación Social Boliviana de Abraham Maldonado y Lecciones de Historia de Bolivia de Florian Giebel.
http://www.bolivia.com/especiales/Dia_de_la_madre/

 
blog comments powered by Disqus
Los 10 mandamientos del cebiche

Es uno de los chefs más admirados del planeta. 

No tanto por el indiscutible interés de su restaurante gastronómico Astrid & Gastón (Lima), que ocupa el primer puesto en la lista de la publicación británica Restaurant para Latinoamérica, como por su capacidad de liderazgo y su empeño en utilizar la cocina como arma social para favorecer a los pequeños productores de su país. Gastón Acurio ha levantado un imperio –con más de 3.000 trabajadores, repartidos por restaurantes en diversos países– y ha llevado la despensa peruana a todo el planeta. Es en buena medida responsable de la moda de los cebiches que en España gana terreno entre las tendencias gastronómicas.

No hay pescado malo. Todos los pescados valen siempre y cuando estén muy frescos. Desde el humilde jurel hasta el delicado bonito. Desde el rebelde congrio hasta la noble lubina.

Dialogar con el pescado. Cada variedad de pescado demandará un corte distinto. Según la firmeza, la fibra, el porcentaje graso. A veces, en dados grandes o pequeños. A veces, al bies.

Al reencuentro del pez con la sal del mar. Como primer paso, sazonar el pescado generosamente con sal de mar. Incluso mejor si se hace unos minutos antes. Lo que ocurre es mágico.

Los aromas de ají, no la dictadura del ají. El siguiente paso es cortar ají (un tipo de pimiento) fresco muy aromático y frotar en el recipiente del pescado. Sus aceites esenciales impregnan todo con su aroma. Luego cada cual le agrega el picante a su gusto.

Del limón, sólo su corazón. Llega el momento de exprimir los limones. Los mejores, los del Perú. Pequeñitos, casi inofensivos..., pero en realidad rebeldes, poderosos, valientes. Cortarlos en dos. Exprimirlos sobre el pescado uno a uno. Pero jamás exprimir demasiado. Hacerlo sin fuerza. Sólo los primeros jugos. La piel blanca interior le aportaría un sabor amargo que acabaría con el plato.

Cebollas rojas, SIEMPRE. Nunca blancas. Hay que quitarles siempre las capas externas, en contacto con el mundo cruel. Se han inmolado por las capas internas, dulces, jugosas, aromáticas. Después, cortarlas en juliana fina. Es preferible no lavarlas, si están frescas y tiernas, claro. Echar sobre el pescado.

Ni cocido ni marinado. Crudo y acariciado. Cuando era niño, mi madre me castigaba por comer el cebiche antes de las dos horas de maceración. \"Está crudo\", me decía. El cebiche de hoy requiere dos minutos de elaboración. Sus jugos acarician el pescado hasta ser parte de él. Pero sólo eso. Caricias de amor.

Siempre frío. Ni tibio ni helado. Frío es la temperatura perfecta para un cebiche perfecto. Un secreto está en echar un cubito de hielo a la preparación final, de manera que cuando se sirve se retira y la temperatura se mantiene perfecta.

Con cuchara, hermano. El pescado y el jugo son una pareja inseparable. Ambos deben llegar a la boca a la vez. Para eso el tenedor no ayuda. El cebiche de estos tiempos se come con cuchara y en plato hondo.

Que viva la leche de tigreViva la libertad. La leche de tigre no lleva leche de tigre, lleva su nombre porque cuenta la leyenda que quien la bebe se pone como un tigre. Más que una receta ofrezco una ventana, porque el cebiche es eso: una ventana a la libertad. Una rama de cilantro y apio para una leche de tigre aromática. Ají licuado y un punto de ajo para un cebiche popular con pescado popular. Notas de soja y jengibre para un cebiche nikei.


fuente: cocinayvino.net

Leer más»
Publicación: 17/04/2014 a las 16:32 horas
Lea también:
Los 10 mandamientos del cebiche
Ratatouille, una receta ¡de película!
LASAÑA DE MARISCOS
AJÍ DE PAPALISA
TOJORI
AJI DE LENGUA
COSTILLAS AL AJÍ
EMPANADAS PUCACAPAS
Ají de Flores
EMPANADAS DE SURUBI Y LANGOSTINOS
Salpicón Caliente de Carne
LOMO SALTADO
Sateñas de Fricasé
Muy cochabambino !
Salteñas
Riñón al jugo
Ensalada de quínoa
ENSALADA CREMOSA DE POLLO Y PAPA
Parrillada
Comadres
® 2014 guiaji.com.bo
Agregar restaurante | Acerca de Guiaji | Apoyos 
Términos y condiciones | Privacidad | FAQ | Contáctenos
Guiaji se encuentra bajo una Licencia Creative Commons 3.0
Licencia Creative Commons